Los dólmenes de El Pozuelo, en Zalamea la Real (Huelva)

Una de las excursiones más sorprendentes que pueden realizarse en Andalucía es un itinerario arqueológico que permite visitar hasta 9 dólmenes en la localidad de El Pozuelo (Zalamea la Real, provincia de Huelva), un conjunto que cuenta con 13 monumentos funerarios neolíticos -principalmente del periodo Calcolítico-, cifra que para algunos investigadores aumenta hasta 18 en total. Se trata de uno de los conjuntos megalíticos más peculiares y significativos de la península Ibérica, declarado por la Junta de Andalucía como Bien de Interés Cultural con categoría de Zona Arqueológica en 2002. En un recorrido de aproximadamente 12 km pueden verse los siguientes dólmenes localizados en dos áreas arqueológicas:

GRUPO DE LOS LLANETES:

  • Dolmen nº1: conformado por dos cámaras con amplio atrio abierto hacia el Este.
  • Dolmen nº2: tumba megalítica compuesta por un corredor y de planta cruciforme.
  • Dolmen nº3: compuesto por corredor, antecámara y dos cámaras.
  • Dolmen nº4: con corredor, antecámara y cámara.

GRUPO DE EL RISCAL-LA VEGUILLA

  • Dolmen nº5: sepulcro megalítico de corredor y cuatro cámaras, con un sistema constructivo y tipología arquitectónica compleja.
  • Dolmen nº6: de gran dimensión y complejidad, está reconstruido con el enorme túmulo que debió poseer de 19 metros de diámetro.
  • Dolmen nº7: con una solución constructiva peculiar, con planta cruciforme, corredor y tres cámaras.
  • Dolmen nº8: con galería de planta trapezoidal.
  • Dolmen nº9: sepulcro megalítico de espacio no diferenciado.

Los demás dólmenes de este conjunto (números 10, 11 y 12) se encuentran casi destruidos por desmontes agrícolas y forestales. El último, nº 13, se sitúa en una finca inaccesible a un recorrido de casi 12 km en el que veremos las dataciones de estos monumentos, las funciones de los dólmenes, la compleja estructura de cada uno de ellos y, por supuesto, la belleza del paisaje arqueológico del Andévalo onubense.

CUELGO UN VÍDEO para que viajéis en el tiempo y el espacio. Emociona pensar que el recuerdo de la muerte y las huellas de nuestros antepasados aún siguen monumentalizando el paisaje en pleno siglo XXI. Es la memoria más ancestral la que se condensa en esas enormes piedras.

Ir arriba
WhatsApp chat

¿Todavía no estás en mi grupo de WhatsApp? Apúntate GRATIS y recibe información cultural de noticias y actividades.